Medianoche Foro Rol


~But it meant something to you... It meant something to me, too... ~
 
ÍndicePortalCalendarioFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Miedos....[mi primer fic, no ser rían]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : 1, 2, 3  Siguiente
AutorMensaje
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 12:55 am

Historia: original
genero: misterio, romance
PROLOGO....(compasion por favor.)


Jamás los sueños fueron tan reales como los que estaba vviendo ahora, jamás había sentido tanto miedo como ahora, aunque claro, las razones sobraban par sentirlo, había que ser practicamente un fenomeno para no sentirlo en la situacion en que me encontraba ¿pero quien rayos me metio en esto? la respuesta era fací: nadie, yo solita me lo busque, y ahora tenái que enfrentar mis actos con las consecuencias correspondientes.
Aunque tampoco puedo negar que esto no era provechoso tambien, porque jamás el amor me supo tan dulce y a la ves mortifero. Jamás unos ojos verdes me había causado tanta curiosidad, y jamás el anhelo de desifrar lo que escondian me había llevado a cometer una locura.


Última edición por Katherine Collins el Sáb Abr 10, 2010 11:31 pm, editado 4 veces
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Melody Thonson

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 930
Fecha de inscripción : 01/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 1:00 am

interesante quiero leer el fic!!!!!!!!!!!!!!!! ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Renesmée Olsen

avatar

Femenino Acuario Caballo
Cantidad de envíos : 1194
Fecha de inscripción : 29/11/2009
Edad : 26
Localización : Somewhere over the rainbow...~

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 2:09 am

*************¬************** Ya quiero leerlo!!!

De seguro tu fic ganará el concurso, estoy segura *-*

Haz el first Cap plz!!!!!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Bellatrix Van der Woodsen
Moderador
avatar

Femenino Capricornio Mono
Cantidad de envíos : 2898
Fecha de inscripción : 20/01/2010
Edad : 24

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 7:05 pm

me impresionas para ser el primer se lee interesante y mucho...
sigue !!!

_________________

With a broken heart ... but I am alive ... but I love to death.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 7:52 pm

gracias por el apoyo chicas....

CAPITULO 1: Despertar

La alarma sonó una...dos... tres veces, a la cuarta abrí mis ojos resignada, el sol aclaraba en mi ventana levemente, era otro día de escuela, y como odiaba eso, no es que no me gustara la escuela, pero odiaba la monotonía, y mi vida era tan monótona que también odiaba mi vida, todos los días era lo mismo, la alarma sonaba, abría los ojos, prendía la radio, tomaba mi ropa y la toalla y me iba al baño, me bañaba y me desquitaba con mi cabellos, tratábamos de llegar a un común acuerdo pero el siempre era más fuerte que yo y me vencía sin dejarme siquiera apelar a algo, luego peleaba con mi hermano y lo perseguía por la casa cuando hurgaba en mis cosas, y mamá nos retaba, de vez en cuando tomaba desayuno y otras solo tomaba una manzana, luego salía a prender mi pequeño Fiat 600 y esperaba que calentara mientras tocaba la bocina para que el enano saliera, e iba al colegio, todos los días lo mismo, pero hoy tenía la esperanza de que fuera distinto, algo en mi me lo decía.

Me levante de un salto, y abrí las cortinas, el sol se escondía entre las nubes y otras oscuras se acercaban desde la costa, iba a llover, lo sabía, tome mis cosas de baño y entre al que se encontraba en mi habitación, no sin antes prender la radio y colocar a todo volumen la canción de evanences "my inmortal" me apure lo más que pude, el que mi alarma sonara cuatro veces indicaba que me encontraba irremediablemente atrasada, puede que me haya acostumbrado a los escasos días de sol que hubieron, pero tenía que resignarme, en Forks era pocas las veces en que el astro rey se dignaba a aparecer y había que aprovecharlo al máximo, porque por desgracia nunca podía lucir mis piernas o mis brazos, o cualquier otra parte de mi cuerpo, si lo hacía podía arriesgarme a morir congelada.

Salí de la ducha envuelta en una toalla que podía darme tres vueltas a la perfección. me vestí lo más rápido que pude tratando de mantener el calor del cuerpo, cuando ya lo había hecho, comenzaba mi tortura de todos los días; ¡mi cabello!, quizás el llevarlo largo complicaba las cosas, muchas veces pensé en raparme, pero nunca me desidia, el raparme no sería una buena elección, no se me vería bien, y tampoco sacrificaría mi cabello, al final después de secarlo opte por dejarlo suelto y recogérmelo en una media coleta.

Salí de mi cuarto y me colgué el morral al hombro, baje de dos en dos las escaleras, por extraño que me pareciera, mamá no se encontraba en la mesa, pero si mi hermano leyendo algo muy atento.

-¿que lees enano?-]Él sonreio y se paro en la silla
"Querido Diario: hoy Max me miro dos veces, mi corazón se apretó y supe que aún lo quería, lástima que él solo se aproveche de mí, se que haríamos una buena pareja si nos hubiéramos dado una oportunidad, pero el que siempre me pedí cosas sin siquiera importarle lo que siento, me revienta y sé que es un idiota así que debo, en serio, debo desterrarlo de mi corazón"-se coloco a reír como un estúpido y no le di tiempo de que hiciera algo más porque me puse a correr por toda la casa persiguiéndolo, si que odiaba cuando hurgaba en mis cajones, detestaba con todo mi ser cuando leía mi diario y las ganas de arrancarle los ojos eran demasiado fuerte, quería decirle y hacerle tantas cosas, pero cada vez que abría la boca lanzaba un gruñido, justo cuando lo iba a alcanzar llego mamá y me tomo por la cintura impidiéndome poder tomarlo y golpear su bonito rostro, no me importaba que tuviera 11
-¡Calma ya Anabelle! ¿Qué fue lo que hizo ahora?- dijo mamá con su acostumbrada voz de "inhala y exhala" respire profundo y mire sus profundos ojos azules
-leyo mi Diario
-¡Itan!, cuantas veces te e dicho que no es correcto meterse en las cosas de tu hermana-coloco las manos en su cadera en gesto de reproche, yo alcé las cejas en gesto de satisfacción, adoraba cuando lo regañaban -en cuanto a ti Annie, ¿cuántas veces te he dicho que si no te gusta que tu hermano entre en tu cuarto coloques llave?- ¡Ah no! ¡Esto era el colmo! ¿Él se mete en mis cosas y es a mí a la que regañan más duro?
-estupendo, se supone que hay algo que se llama "privacidad" por eso no coloco llave, sabes hoy me voy sola, lleva tu a Itan al colegio, no estoy de humor para esperarlo-


Ignorando los gritos de mamá tome mi chaqueta para la lluvia y el morral que se me había caído mientras perseguía a Itan, saque la llave colgada detrás de la puerta y corrí hasta el auto, lo prendí y partí sin darle tiempo a calentar algo, maneje echa una furia al instituto, después de media hora llegue y me encontré con un gran revuelo, había mucha gente amontonada. Cuando me baje Lorraine, mi mejor amiga, algo torpe pero increíblemente bella corrió a mis brazos, tenía algo muy importante que decir, lo podía ver claramente en su expresión, era una bomba, algo que si no me decía en treinta segundo, explotaría
-¿Qué rayos te sucede mujer? cuenta luego o te desmayas-
-Dos palabras: Chico nuevo-


Última edición por Katherine Collins el Vie Abr 23, 2010 6:20 pm, editado 5 veces
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Melody Thonson

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 930
Fecha de inscripción : 01/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Sáb Abr 03, 2010 9:17 pm

Lindo!!!!.. amiga tienes TODO MI APOYO!!! ^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Bellatrix Van der Woodsen
Moderador
avatar

Femenino Capricornio Mono
Cantidad de envíos : 2898
Fecha de inscripción : 20/01/2010
Edad : 24

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 04, 2010 1:57 pm

Katty, tambien tienes mi apoyo, pero es que los tres son bastante buenos.

pero el tuyo es el que mas me a gustado...jajajaj
para ser tu primer fic no esta nada....nada mal

sigue asi!!!!!!!!!

_________________

With a broken heart ... but I am alive ... but I love to death.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Renesmée Olsen

avatar

Femenino Acuario Caballo
Cantidad de envíos : 1194
Fecha de inscripción : 29/11/2009
Edad : 26
Localización : Somewhere over the rainbow...~

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 04, 2010 3:23 pm

Sinceramente, Katty, tienes muchísimo talento escribiendo!

Pero...

Detecté un plagio de Un Viernes de Locos en lo que Itán lee el diario de Ann, tambien lo que DICE en el diario y como lo persigue. Tambien el que se lleva medio mal con su madre.

De todas maneras, tienes mucho talento y de seguro ganarás.

Mi fic vale lo mismo que un lapiz roto xDDD
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 04, 2010 3:32 pm

emm...si lo del plagio de los hermanos es cierto, pero no se lleva mal con su mamá, luego veran que son super unidas
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lucy Sun

avatar

Femenino Pez Gallo
Cantidad de envíos : 1940
Fecha de inscripción : 04/01/2010
Edad : 24
Localización : medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
10/1000  (10/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 04, 2010 4:09 pm

my dear sister lost!!!!!!! me encanto!!!!!!! Wa!!!!
creo que mi fic ni te llega a los talones!!^^

espero ganes my dear!!!

mueno...me retiroop!!!
bye bye !!^^
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 11, 2010 3:42 pm

este es un poco más extenso...bueno, muy extenso


CAPITULO 2: Sangre
¿Chico nuevo? ¿Un nuevo alumno en el instituto? Bueno, si era así, es comprensible que hubiera un gran revuelo, cualquier cosa que sea nueva motiva el éxtasis de la multitud, es como cuando se le muestra un objeto brillante a un niño pequeño.

Por un extraño motivo no me muestro tan fascinada con la llegada del nuevo alumno, se que también es de segundo, que lo más probable es que nos topemos en más de una clase, pero no, no logra cautivar toda mi atención, realmente aún sigo molesta con Itan, como para que el suceso de que llego un nuevo compañero me distraiga y me ponga nerviosa por conocerlo.

- ¿es que no has captado la importancia del asunto? ¡Alguien nuevo en el aburrido instituto de Forks! Y lo más increíble ¡de nuestra clase!- dijo Lorraine moviendo su manos desesperada. Muchas veces me he preguntado porque somos amigas si somos tan distintas
-Sí, entiendo lo que dices, pero no entiendo porque le das tanta importancia a
esto, solo es un nuevo chico, alguien completamente normal, que lo más probable es que no quiera que se arme todo un revuelo por su llegada – con desesperación rebusco en mi bolso algo que necesito urgentemente, pero no logro encontrarlo entre tanto papel
- Bueno, tú siempre reclamas que la vida es monótona, que nunca nada bueno
sucede en forks, y que lo más interesante que te ha sucedido es que te hayan regalado tu propio auto, pero ahora que tienes un suceso increíble, la llegada de un joven bellísimo, que tiene la atención de todos, y por si no te has dado cuenta, vamos a ser la atención de las demás clases, puesto que es de nuestra clases, tú te comportas como si valiera un comino, ¡Oh Annie! Muestra más entusiasmo.- de apoco comienza a dar uno saltitos que hace que se gane las miradas de algunos estudiantes al pasar. Lorraine es el tipo de chica indicada para formar parte del cuadro de animadoras de cualquier instituto.
-Lo siento, es que hoy tuve un problema con Itan, y realmente estoy molesta
porque me regañaron, no tome desayuno y me quede dormida así que en serio lo siento-Trate de mostrarme más efusiva, así que… sonreí
-¿y ya está acá el chico? ¿Ya llego?- digo con la cabeza gacha un rápido pensamiento me dice que debo limpiar mi bolso
-No aún no llega, solo se nos llamo por altavoz diciéndonos que tendríamos un
nuevo compañero en clases, así que debíamos tratarlo con el debido respeto y cordialidad que merece el joven, unas chicas de primero comentaban que lo vieron en el supermercado junto a su familia, y era como ver un ángel- comienza a mirarse sus uñas de un perfecto rosa pálido, me encantan sus manos, son bellísimas
-¿y cómo se llama?-Pregunto abriendo la puerta de mi casillero, trato de sonar lo más desinteresada posible, aunque una pequeña parte de mí me dice que me muero de ganas de saber quien es el chico
- Nicolás Lombardi

En ese preciso momento el murmullo de voces aumenta y se escuchan las ruedas de un auto frenar, mi amiga me toma de brazo y me jala a la puerta, solo alcanzo a cerrar de un manotazo la puerta de mi casillero, cuando reacciono estoy abriéndome paso a través de la multitud acumulada en el estacionamiento, todos, demasiado emocionados por el suceso que va a ocurrir en este preciso momento, cuando por fin logro quedar delante de toda la muchedumbre guiada del brazo de Lorraine puedo ver el flamante MR2 Turbo T-bar Toyota de color negro y vidrio tintados que está estacionado, casualmente al lado de mi pequeño Fiat 600 color azul cielo, lo que hace que me deprima ya que al lado de su auto el mío vale solo aproximadamente las ruedas de su auto. Todos estamos esperando ansioso ver quien baja de ese hermoso auto, y cuando me refiero a todos, es pues todos, incluida yo, porque si tiene ese auto, es porque lo más probable tenga un buen dineral.

El muchacho no se hace mucho esperar, porque a penas apaga el motor, se baja un chico de cabello café cobrizo, con chaqueta de tela color gris, al igual que la polera que se ve debajo de su chaqueta, por una extraña razón anda con lentes de sol, cosa que encuentro innecesaria, puesto que no hay sol, al igual que encuentro innecesario que los vidrios de su coche sean tintados, baja una mochila, donde supongo lleva sus cuadernos, me reprendo mentalmente ¿Qué otra cosa puede andar trayendo en una mochila cuando se va a el instituto?, se saca los lentes de sol, dándonos la posibilidad de poder ver mejor su rostro…su hermoso rostro, escucho una oleada de suspiros de las chicas a mi alrededor, mi amiga me aprieta el brazo muy fuerte, me quejo y ella apenada me suelta, aunque tiene razón el joven es apuesto, bueno más que apuesto, el chico parece bajado directamente del cielo, nariz recta y fina, mentón fuerte, pómulos marcados, labios finos, llamativos y provocadores, piel blanca, cabellos algo desordenados, pero con estilo, tiene buen porte, quizás un metro ochenta y algo, buen cuerpo, algo desgarbado, pero no se puede ser precisa si se ve de lejos, y dejando lo mejor para el final, sus ojos, son de un verde esmeralda que si tu miras por demasiado tiempo son capaz de atraparte y no soltar nunca más, unos ojos que yo ahora estaba mirando fijamente…unos ojos…unos ojos que me había sorprendido mirándolo y que ahora me miraban fijamente, apenada corrí la mirada hacia otro lado, siento como el rubor sube lentamente a mis mejillas, estoy demasiado avergonzada de haber sido sorprendida en mi descarado estudio de su persona.

- Listo, caso perdido, me retiro del juego- Dice Lorraine a mi lado
- no entiendo de que juego me hablas- digo con el ceño claramente fruncido, a veces mi amiga facilmente lograba confundirme
-te esta mirando Annie acerco sus labios a mi oido y susurro, así solo yo podía escucharla
-eso no es cierto

Levanto rápidamente la vista para confirmar lo que dice mi rubia
amiga, ella está en lo cierto, puedo ver una sonrisa burlona mientras se acerca hacia el tumulto. Y sé que tengo que salir de ahí rápidamente antes de tenerlo más cerca

-tenemos que ir a clases.

Me adentro a la escuela empujando cuerpos y tratando de abrirme paso hacia la puerta, por fin logro salir, pero me doy cuenta de que estoy sola, Lorraine sigue en el tumulto, me encojo de hombros, así me evito una serie de preguntas.

Me acerco a mi casillero y guardo los cuadernos y libros que no necesitare mientras saco los de la primera clase, cuando cierro mi casillero y camino con paso seguro a el aula de biología, todos los alumnos entran de golpe, el motivo: el chico nuevo va hacia la oficina, trato de huir a mi clase, pero tropiezo con una chica de primero que va siguiendo los pasos del nuevo como una boba y caigo al suelo botando mis cosas, escucho las risas de algunos compañeros, y si ya me encontraba algo ruborizada, ahora debía estarlo más, trato de recoger mi cuadernos, pero cuando me doy cuenta, ya están apilados en el brazo de alguien que me tiende la mano muy cortésmente… es él. Algo nerviosa le tomo la mano para que me ayude a levantarme, el silencio… de repente todos se quedan callados viendo el inofensivo acto que está sucediendo, el guapo chico nuevo está ayudando a la desconocida Anabelle Reed.

-¿te encuentras bien?-

Pregunta. Él es todo un caballero, recoge a una chica
del suelo y le pregunta si se encuentra bien, cuando cualquier otro hombre pudo haberme dejado tirada en el suelo valiéndomelas por mí misma, y para rematar, se hubiera reído. Pero realmente no estoy tomando atención a eso, estoy demasiado atontada por el efecto que causo su voz en mí. Repentinamente reacciono y me doy cuenta de que espera una respuesta. Lamentablemente soy demasiado voluble.

- Sí- respondo tímidamente, el sonríe.

Y en el breve momento que quise buscarle
algún defecto ahora se había caído al suelo, porque si pensé que no podía ser más perfecto, su sonrisa me permitió ver una hilera de perfectos dientes blancos
- gracias, muchas gracias- me ruborizo y huyo lo más rápido que mis pies dan hacia el baño de niñas.

Abro la puerta de un empujón, para mi suerte el baño aún esta vació, me mojo la cara para poder bajar un poco el rubor, y me miro en el espejo. No soy atractiva, algunos me han dicho que soy bonita, pero para mí el término “bonita/o” es una forma más linda de decirte “eres común”. Cierto, tengo ojos azules cabello negro que se ve interesante en contraste de mi piel blanca, facciones agradables, pero mi forma de ser no llama la atención de los muchachos, tal vez si fuera un poco más “encantadora” alguna vez hubiera salido con alguien más que mi mejor amigo Sam. Me pregunto que estará haciendo en este mismo momento Lorraine, quizás ya se me adelanto a Biología, y me este esperando en la puerta del salón, aunque lo más probable es que este con las demás muchachas comentando la llegada del niño nuevo, o siguiéndolo por los pasillos.

Escucho el primer timbre que nos indica que tenemos que ir a clases, resignada muevo los pies con desgana y camino como si fuera camino a mi muerte.

Al abrir la puerta unos alumnos están hablando en la entrada tranquilamente, otras niñas están al final mirando las uñas de una chica, mientras otra hace un comentario crítico de su esmalte. Así que entro y paso directo a mi puesto al final de la sala, me siento al lado de la ventana y me pongo a mirar hacia fuera, ya comenzó a llover y pequeñas gotas de agua dificultan mi visión. Al poco rato ciento una mano en mi hombro, al darme vuelta Sam esta mirándome feliz, como siempre.
- ¿Qué cuenta la niña de las que todos hablan en los pasillos?
-Que tal Sami…espera dijiste ¡¿Qué?!-
Dirijo mi mirada hacia las niñas que se
encuentran en el otro extremo del salón, ellas me lanzan una mirada burlona, y luego ríen entre ellas, de seguro tienen que estar comentando el suceso de como termine en el suelo
.
-Digo que la mayoría comenta tu colisión con la chica de primero, y como
terminaste auxiliada por Lombardi… ¡fue algo increíble! Si tan solo te hubieras visto, eras un tomate con piernas- luego de eso lanza una sonora carcajada.
-¡Estupendo! ¿Si viste que me caí porque no corriste en mi auxilio? Se supone
que eres mi amigo, debiste acompañarme en mi humillación- molesta me cruzo de brazos
- ¿para qué? Si estabas bastante bien acompañada
- ¡Imbécil!
-¿de qué hablan chicos?- Lorraine se sienta en el puesto al frente mío
integrándose a nuestra conversación.

-De cómo soy el centro de los cotilleos del instituto de Forks
-¡Ah claro!- Lorraine se sentaba al frente mío, puesto que el señor Smith
(nuestro maestro de Biología) piensa que así dejo que ella aprenda sola.
Claro que el señor Smith no pensó en que yo podía enviarle los resultados de los exámenes por un papel

- la mitad de las chicas de la escuela te tiene envidia por ser la primera a quien Lombardi toco, y por supuesto que también mostró su preocupación por ti.
-Y por supuesto la mitad de las otras chicas de la escuela se ríe de mí- digo
algo molesta.

-Si, eso es cierto también- mastica su chicle nerviosamente y luego hace un
gran globo rosa

- pero no deberías pensar en eso, sino más bien en que el chico más guapo de la escuela mostró cierta preocupación en ti.
-¡y no es para menos! Si no fuera por su estúpido sequito que lo recibió en la
entrada, yo no hubiera chocado con la chica de primero que seguía a Lombardi como perrito faldero. ¡Por Dios! ¡Es solo un alumno más!- pongo los ojos en blanco mientras ignoro el comentario ofendido de Sam cuando sutilmente Lorraine le dijo que no era guapo.

Más bien estoy bastante sorprendida al darme cuenta que tengo una gran facilidad en demostrar que no estoy interesada en el nuevo alumno.
-Cualquiera pensaría en que no te interesa Lombardi- Dice Lorraine. Capto un
sutil tono malicioso en sus palabras, puede que crea que no es cierto, o que piense que si yo no estoy interesada puede correr tras él.

-Claro que no me interesa ¿Por qué habría de interesarme?- de repente no
estoy tan segura de demostrar con facilidad que no me interesa

- hemos intercambiando un par de palabras y en una situación bastante vergonzosa, y eso hace que ya no quiera verlo en ningún lado- por lo menos la ultima parte es verdad.

El señor Smith entra en el salón enviando a todos a su respectivo puesto, nos pide silencio, mientras prepara lo que será nuestra clase. El señor Smith es una persona muy agradable, sabe cómo hacer una clase interesante, pero también sabe cómo mantener el salón en orden, es una de las pocas clases que realmente me interesa. A los pocos segundos me llega un papel provenido de Lorraine. Sam en el puesto continuo me regala una mirada interrogativa, sin que el profesor se dé cuenta abro lentamente el papel.
“Me conseguí su horario en el caso de que te muestres interesada”.

Más abajo me dejaba una lista con todas sus clases, según el papel, ahora debería tener español con la señorita Adams, por lo menos no lo vería.

Se escucha un golpeteo en la puerta, no presto atención, me encuentro dibujando en mi cuaderno cualquier cosa que se me venga a la mente, no me sorprende darme cuenta que no soy muy buena dibujando, pero soy perseverante y tratare de conseguir dibujar bien un perro. Me detengo al rato cuando el profesor nos pide nuestra atención, al alzar mi vista un nudo se me hace en la garganta y me entierro todo lo posible en mi asiento, escucho la risilla de Sam, y rápidamente le lanzo la mirada envenenada más dura que tenga, al parecer no funciono, porque simulo miedo, pero no podía desaparecer su gran sonrisa.

-Como todos sabemos tenemos un alumno nuevo- dice cerrando el libro que
estaba en el escritorio

- Chicos, quiero presentarles a Nicolás Lombardi, espero que sean amables con él.
-Lombardi- musita una chica en tono algo coqueto y en un vano intento de
imitar el acento italiano

- ¿vienes acaso de la Bella Italia?
-Estoy en estados unidos desde los diez, pero antes si vivía en la L'Italia è bella, giovane donna - dice en un perfecto italiano que deja con la boca abierta a más de alguno del salón.

-bueno, creo que es tiempo de que vaya a su puesto-
¡Por favor conmigo no!
¡Conmigo no! Suplico inútilmente sabiendo perfectamente que mi puesto es el único vació del salón

- aquí tenemos un puesto reservado especialmente para usted Señor Lombardi, la señorita Reed lo aparto para usted- de repente todos me miraban, y yo no tenía idea de que hablaba el señor Smith.

Escondo mi rostro entre las manos. Aunque no puedo ver puedo escuchar a la perfección el murmullo de voces a mi alrededor, alzo el rostro para mirar por la ventana hacia afuera ya no se ve prácticamente nada, escucho la silla deslizarse por el frió suelo del salón y rápidamente garabateo una respuesta para Lorraine.
“Creo que deberías mejorar tus fuentes querida amiga. El joven Lombardi no tiene español, más bien lo tengo sentado a mi lado en este preciso momento”

A los pocos segundos recibo su respuesta:
“agradece que trate de ayudar en algo…en todo caso ¡Suerte!”.

Justo ciento una mirada posada en mi hombro, y comprendo que mi compañero de banco está tratando de leer mi nota, así que rápidamente la arrugo y la guardo en mi bolsillo, solo espero que no alcanzara a leer lo que estaba escrito, eso terminaría por arruinar mi día. El profesor se levanta de su puesto y comienza a repartir por el salón una cajita plástica color azul. Luego de haberlas repartido se para frente a la clase y nos muestra una tarjetita blanca. Mi estomago rugió, de repente recordé que aún no había tomado desayuno, y supe que esta hora iba a ser una tortura. Mi compañero de puesto se tenso, sonreí, quizás ninguno de los dos se encontrara cómodo en esta clase.

-Lo que les estoy mostrando es una tarjeta de identificación de grupo
sanguíneo, aprovecharemos que la cruz roja está de paso en Port Ángeles para que conozcan cual es su grupo sanguíneo, claro, los que ya lo saben no están obligados a hacer este test- de una cajita azul en su escritorio saca otro objeto, algo similar a un peine sin dientes
- en segundo lugar tenemos un aplacador de cuatro puntas- rebusco en la caja otro objeto azul pequeño y lo destapo
- y en último lugar tenemos una micro lanceta esterilizada- el profesor parecía orgulloso de poder tortúranos con esa minúscula aguja. Mi estomago se apretó
- a continuación pasare con un cuenta gotas con suero para prepara las tarjetas, por favor les ruego que no comienzen hasta que yo pase…- inicio con la chica de la mesa continua a la de él y deposito cuatro gotitas en cada una de las esquinas
- luego, con mucho cuidado, quiero que se pinchen un dedo con la lanceta…- tomo delicadamente un dedo de la temerosa niña y le punzó el dedo anular. Ella gimió e hizo ademán de llevarse el dedo a la boca, pero el profesor no se lo permitió
- y depositen una gotita en cada punta de su tarjeta de identificación- apretó un poco el dedo de la chica y una liquido rojo fluyo por la pequeña herida, depositó en cada punta de la tarjeta y nos lo enseño.

Mi compañero apretó la mesa fuertemente y temí que pudiera romperla, luego se tapo la boca, su aspecto había cambiado drásticamente, sus pupilas estaban dilatadas, y sus ojos más oscuros. No tenía buen aspecto. Puse mi mano en su hombro, no es que fuera de mucha ayuda, a mí no me gustaba la sangre mucho más que a él, pero por lo menos creía no tener aspecto de vomitar en cualquier momento.
-¿te encuentras bien?- él negó con la cabeza
- ¿quieres salir?- asintió. Busque
con la mirada al señor Smith y lo llame. Llego en menos de diez segundo.

-¿sucede algo señorita Reed?
-A mí no, a él sí, no se siente bien- le di un golpe en el estomago para que se
encogiera y pareciera más enfermo, así sería más creíble, él se encogió y luego me miro confuso, alce las cejas

- creo que sería bueno que saliera, además ya sabe su grupo sanguíneo
-¿eso es cierto señor Lombardi?- asintió
- bueno, entonces valla a respirar aire
puro- se fue del puesto pero paro a la mitad
- señorita Reed, acompáñelo solo por si las dudas- asentí

Lombardi se levanto del puesto con paso veloz y salió del salón de clases hecho un rayo, tuve que prácticamente correr para poder seguirlo, lo encontré encaminándose al baño de hombres, lo seguí a unos metros de distancia, solo tenía que ver que no se desmayara a mitad de camino, ser su escolta, no tener que llevarlo por los hombros ni mucho menos…además, me costaba pensarlo, pero con los ojos oscuros tenía una pose algo aterradora.

Entró al baño de hombres y yo me senté en el suelo a esperarlo, no sabía cuánto se iba a demorar así que era mejor esperar de una forma cómoda, los hombres tendían a demorarse en los baños mucho más que las mujeres. Trate de buscar un punto fijo en la pared, algo que mirar, pero era tan blanca, que ni siquiera tenía una mancha. Mi estomago volvió a rugir, tal vez tendría algo de tiempo para poder ir a la cafetería y comprar algo, pero lo más probable es que estuviera cerrada, aunque tal vez en mi casillero pudiera haber algo de comida, quizás un paquete de galletas. Estaba pensado en levantarme e ir a mi casillero cuando Lombardi salió del baño, se sentó a mi lado, se veía un poco más compuesto, sus ojos volvían a ser verdes. Nos quedamos en silencio por un buen rato, no tenía idea que poder decirle, y mientras él no hablara yo no lo haría, así podríamos estar horas.
-Gracias- dijo al fin
-No hay porque- me levante del suelo
- ¿volvemos a clases?
-Vuelve tú si quieres, pero yo no vuelvo a ese salón- tenía una risa divertida,
que me tentó a sonreír, pero en vez de eso me encogí de hombros.

-Si tu lo dices- me voltee y comencé a caminar al salón
-¿no se supone que deberías quedarte conmigo? Puedo desmayarme mientras
no estés y sería solo tu culpa- me voltee para mirar el rostro de pura inocencia que tenía, trate de apelar a algo, pero mi estomago rugió otra vez, y no pude hacer nada más que sentirme avergonzada
- y creo que deberías comer algo. Ven, déjame agradecerte- me tomo del brazo y me llevo de un tirón a la salida.
-¿A dónde vamos?
-Ya verás.


bueno, espero que les guste, es un poco largo, lo se, pero igual tomense el tiempo para leer


Última edición por Katherine Collins el Vie Abr 23, 2010 6:16 pm, editado 2 veces
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Jace Dashwood

avatar

Masculino Cantidad de envíos : 435
Fecha de inscripción : 20/01/2010
Localización : Medianoche por ahora..

Puntos
Puntos obtenidos:
0/0  (0/0)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 11, 2010 6:08 pm

Asu... Katty si que me has hecho leer mucho! ¬¬
pero nena esta bien!=P
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lucy Sun

avatar

Femenino Pez Gallo
Cantidad de envíos : 1940
Fecha de inscripción : 04/01/2010
Edad : 24
Localización : medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
10/1000  (10/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Abr 11, 2010 6:23 pm

edmanitha!!!!genial!!!!!
me encantoooooooo!!!!!
super bueno!!!! kya!!!!
me recordo a mi cuando rogaba q no sentaran al chico nuevo a la par de mi asciento..!!1
jejeje
espero la conti!!!!
XD
bye bye
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Mallory Waldorf

avatar

Femenino León Gallo
Cantidad de envíos : 598
Fecha de inscripción : 15/02/2010
Edad : 24
Localización : En todos lados y ningun lugar

Puntos
Puntos obtenidos:
15/1000  (15/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Mar Abr 13, 2010 7:00 pm

wiii!!!!..... una nuevo vercion de twilight!!!!!!

con personajes humanos!!!!!

me gusto muxooooooooooooooo!!!!!!!!
sigela pronto!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Renesmée Olsen

avatar

Femenino Acuario Caballo
Cantidad de envíos : 1194
Fecha de inscripción : 29/11/2009
Edad : 26
Localización : Somewhere over the rainbow...~

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Miér Abr 14, 2010 11:47 am

Realmente, Katty, tienes un don.

Eres una EXCEPCIONAL Y EXCELENTE escritora... pero no me gustan las historias muy plagiadas.

De todas maneras, te felicito, eres una de las mejores escritoras que he visto, pero por mi punto de vista deberías probar con una history original ^^

Kissitos~
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Vie Abr 16, 2010 9:40 pm

[i]por lo que tenía entendido los fic eran creados en base de otras historias, por eso la similitud.

gracias a todos por su apoyo y Mel corrijo de inmediato
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Charlotte Doyle

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 281
Fecha de inscripción : 20/04/2010
Localización : Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
0/0  (0/0)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Miér Abr 21, 2010 7:59 pm

a mi me gusto, entre este y el de edgar esta mi preferencia, sube luego otro cap, definitivamente me gusta, aunque el segundo sea largo.
por cierto, me enamoro muy facíl y ya adoro a Nicolas!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Miér Abr 21, 2010 10:12 pm

Muchas Gracias Charlotte, es bueno sentir el apoyo de el resto, por cierto si quieres te regalo a Nicolas, pero alejate de Jace, es mío
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Vie Abr 23, 2010 7:26 pm

aqui otro Cap, me demore más en subirlo, pero espero que sea de su agrado
Capitulo 3: conociéndote

Me deje arrastrar hasta el estacionamiento, la lluvia había cesado un poco, ahora solo era una llovizna que empapaba mis hombros. Nos guió hasta nuestros respectivos autos, y le quito la alarma al suyo, luego rodeo el auto abriendo la puerta del copiloto. La lluvia comenzó a caer más fuerte, y yo me encontraba de brazos cruzados sin saber qué hacer, no me marcharía de ahí sin mis cosas, necesitaba mi chaqueta, y por supuesto mi celular que se había quedado en mi bolso, en el salón de clases.
- ¿Qué esperas?-preguntó apoyándose en la puerta
- Es que no sé que tengo que hacer-
- ¿Qué tal te parece subirte?- dijo divertido- no quiero que te resfríes por mi culpa-
- ¿Pero no iremos a ningún lado cierto?- me corrí un húmedo mechón del rostro. Estaba completamente empapada.
- ¡Claro! Iremos a desayunar-
- Yo no me muevo de aquí sin mis cosas-cruce los brazos sobre el pecho- quiero mis cosas
- ¡pero si volveremos luego! Antes de que terminen las clases- camino lentamente a mí- lo prometo
- ¿y volver a clases toda mojada? ¡Ni loca!, yo quiero mis cosas- me di cuenta que estaba sonando como una niña pequeña pero no me importo - además no dejare mi auto botado- me voltee para devolverme al salón de clases no me importaba que me hubiera perdido todo, ni que llegara toda empapada. Era mejor que dejar mis cosas botadas. Estaba llegando a la puerta, cuando un brazo me toma por la cintura levantándome del suelo y llevándome de vuelta al estacionamiento.
- Hagamos un trato- dijo Nicolás- esperaremos a que termine las clases, vamos por nuestras cosas y luego a desayunar, y para que tu auto no se quede acá, me sigues con él al lugar al que te quiero llevar- me dejo en el suelo al lado de la puerta del copiloto- ahora entra-
- Pero mojare tu auto- se encogió de hombros- además aun no he dicho que vaya a aceptar
- Pero lo harás…así que mejor entra- me miro por un segundo fijamente a los ojos, y me termino de convencer, así que entre sin chistar, y él cerró la puerta.
Entró al auto y encendió la calefacción, adentro estaba más cálido y acogedor que afuera, y por supuesto olía exquisito, como a él, pero en mayor cantidad. Suspire y mire hacia afuera, los vidrios estaban empañados y con una mano lo limpie para mirar hacia afuera, aunque sin mirar realmente, solo me preguntaba como llegue a esta situación, como yo estaba en un lujoso auto con el chico más guapo de la escuela. De seguro Lorraine envidiaría mi situación, si tan solo pudiera contarle, de seguro que trataría de interrogarme en los pocos segundos que la vería cuando fuera a buscar mis cosas ¿pero qué rayos me pasaba? Yo, iba a fugarme del colegio con alguien que apenas estaba conociendo, alguien por quien me sentía increíblemente atraída con solo mirarlo, lo mejor que hubiera hecho era tratar de mantenerme firme e insistirle que volviéramos a clases ¿pero quién se podía resistir a sus ojos? Yo no pude, eran más fuertes que yo ¡Maldición! Tenía que mostrarme más firme si alguna otra ocasión saldría con él, cosa que dudaba, porque de seguro otras chicas más interesantes que yo se le ofrecerían en bandeja de plata, y si era como el común de los chicos guapos que conocían, se olvidarían de chicas como yo y no me hablaría nunca más. Así fue como pasó con Max, él también fue nuevo en una ocasión también mostro un mínimo interés en mí, pero luego otras chicas como Scarlet Grenwly fueron más rápida que yo, y a la semana ya eran novios, luego de eso para lo único que yo era útil era para ayudarle en los trabajos y exámenes ¡Idiota!, él me hizo mucho daño, me ilusiono y luego me boto como un papel sucio, por suerte Sam y Lorraine estaban conmigo para apoyarme, pero así y todo costó mucho que me olvidara de él, a veces el muy imbécil me sonríe y siento que mi corazón late más rápido, pero recuerdo todo lo que pasó y me dan ganas de ahorcarlo. Golpee el guarda documentos del auto de Nicolás con gran fuerza, solo impulsada por mis pensamientos y emociones, fue una mala idea porque dolió y mucho, probablemente hubiera sido menos doloroso si hubiera sido el rostro de Max, que ese plástico duro. Me sobe la mano rápidamente ahogando un gritito de dolor que amenazaba salir de mi boca. La mano de Nicolás toma la mía delicadamente observándola minuciosamente, me sorprende lo helado que esta, y eso que estamos con la calefacción prendida, toca los nudillos quizás viendo si me había roto la mano, me encogí cuando toco mi dedo anular, pero dudaba que fuera ruptura porque lo más probable es que doliera más. Sonrío al ver que no era nada grave.
- Creo que no es nada grave-dijo con aire desidido
- ¿Eres doctor acaso?- digo en un hilo de voz. La mano aún me duele
- No, pero mi padre sí, y algo me enseño de esto- dijo apuntando mi mano- y aprendí que definitivamente esto no es una fractura.
- Está bien, por lo menos me ahorrare un viaje al hospital- corro mi cara hasta la ventana del auto, y miro a traves de ella, puedo sentir los ojos de Nicolás clavados en mí.
- Exacto, aunque pudieras haber visto a mi padre- sonrió, por un momento perdí el hilo de mis pensamientos y con toda la fuerza de voluntad que necesite los arrastre de vuelta a mí- ahora que comprobamos que no te paso nada malo. ¿Serías tan amable de decirme porque maltrataste mi auto?-
- Pensaba-digo de forma rapida apenas termina la frase
- Tiene que haber algo que te molestara mucho para que reaccionaras así- la curiosidad aflora en sus ojos. Eso no me gusta para nada
- Si, era algo que me tenía prohibido pensar-[i] frunció el ceño
- al igual que fugarme con personas que apenas conozco, pero ya ves, he rotó dos importantes reglas- sonrió
- Pero no es nada tan importante…asumo que no me querrás contar lo que pensabas-en sus ojos un brillo se transforma en suplica
- No, claro que no, un no rotundo, apenas te conozco-claramente no le contare algo tan personal como eso
- ¿pero cómo nos conoceremos mejor si no hemos hablado? Una buena forma de conocernos sería si me contaras que pensabas-sonrie como si supiera que con eso venceria mi fuerza de voluntad[i]
- No, ya dije que no-[i]niego con mi cabeza

- Por favor- junto las manos en forma de suplica e hizo un puchero- de mí parte prometo contarte algo

- No, no te diré- dije mirando al frente. Evitando contacto visual era más facil mantenerme firme- quizás otro día, en otra ocasión- suspiro y volteo la mirada hacia el frente.
Al los minutos tocan el timbre y corro dentro del instituto por mis cosas, ignoro la mayor cantidad de las miradas que se posan en mí, aunque otras hacen que me avergüence demasiado. Entro al salón de biología donde Sam y Lorraine aún no sale, apilo mis cuadernos y los meto dentro del bolso, ambos fijan su mirada en mí y en mi empapada ropa y cabello, con una sonrisa me despido y les digo que no me verán en el resto del día, Sam me toma del brazo y me impide seguir caminando, trato de zafarme, pero no me suelta, me volteo hacia él y le pregunto de la mejor forma que puedo, que es lo que le pasa, Sam sonríe, es imposible molestarse mucho tiempo con él, me pregunta a donde voy tan apurada y me limito a contestar que si le digo no me creería, con un beso en la mejilla salgo corriendo del salón camino a el estacionamiento.

Nicolás me está esperando apoyado en su auto, la lluvia volvió a parar, pero un trueno me hace saber que esto continuara y para peor. Me limito a caminar más apurada para llegar pronto al auto, en el caso de que la lluvia decidiera continuar. Le quito la alarma y Nicolás me hace una broma sobre mi tardanza y finjo reírme, aunque en realidad me pregunto si tendrá un mejor repertorio, porque su broma fue más fome que ver legalmente rubia 3, le pido a Nicolás si podemos pasar por mi casa por ropa seca, pero recuerdo que mamá estará en casa y de seguro no le gustara la idea de que no esté en clases y eso. Nicolás dice que pasemos por su casa porque de seguro ropa de su hermana me quedara bien. Acepto, cualquier cosa con tal de quitarme la ropa húmeda.
Ahora me encuentro en el auto siguiendo a Nicolás en su flamante auto, las casas más pobladas comienzan a desaparecer y al poco rato llegamos a la salida de Forks, tras una vuelta encontramos una gran casa y fuera está estacionado un Nissan del año color negro. Él se estaciona y corre a abrirme la puerta, me toma de la mano y me saca del auto, con una mano en mi cintura me guía a la entrada, la casa es mucho más grande de cerca, de un color blanco tiene un estilo algo Victoriano. Nicolás no alcanza a tocar la puerta cuando una bella chica de cabellos color caramelo aparece con una carpeta en la mano y con unos lentes de sol de diseñador en la otra. Pero no es tanto el hecho de que también lleve lentes de sol, sino más bien es su vestimenta, jamás había visto a alguien que llevara esa ropa por acá, era bastante original (no me refería a que fuera excéntrica o extraña). La chica nos sonrió mostrándome los mismos perfectos dientes que Nicolás tenía.
- Nicolás ¿Qué se supone que haces acá? ¿no se supone que estarías en la escuela?-dijo ella. de seguro tenía pocos años más que Nicolás
-¿no se supone que estarías en la universidad?- dijo él en contraataque
- Tengo clases en una hora-dijo cruzandose de brazos
Salí temprano- dice de manos en los bolsillos, completamente seguro en su mentira
- Si claro- como si recién se diera cuenta de mi presencia me mira de pies a cabeza- soy Baiolett un gusto conocerte- me tiende la mano y me da un apretón, luego rebusca en su bolso unas llaves y le quita la alarma a su auto- bueno, me voy los veo pronto chicos.- se dirige a su auto y lo hace arrancar, con un leve ronroneo, desaparece en la calle dejándonos solos
-Bueno, te presento mi casa, y como veo que al parecer hay una tormenta, mejor desayunemos aquí- entramos a la casa y paso directamente hasta la cocina. se sentó en una silla que saco de la mesa de la cocina-¿Qué te parece?-
- Me parece que quiero ropa seca-digo abrazandome el cuerpo
-Ven sígueme- se levanto de la silla y me tomo del chaleco húmedo- mi hermana tiene un montón de ropa que ya ni ocupa, puedes llevarte algo-
Me guió hasta unas escalera de un estilo moderno, y me llevo hasta un segundo piso. Las paredes blancas del lugar y las ventanas amplias proporcionaban mayor claridad a la casa, y así pude darme cuenta de cada detalle. Los Lombardi usaban como tono decorativo principalmente el blanco y el negro, un gran cuadro parecido a un tablero de ajedrez decoraba una pared, y una que otra imitación de un cuadro de un pintor famoso estaba por el lugar. Me guio hasta una pieza de puerta roja, la abrió para mí y me invito a pasar, una cama de plaza y media con un cubrecama blanco y perfectamente liso era mi primera visión al cuarto. Más allá había un escritorio con papeles dispersos, y otros pegados a la pared, unos de esos sillones puf rojo estaba cerca del escritorio, y un gran espejo de cuerpo completo ocupaba gran parte de la pared.
Nicolás me dejo sola en la pieza indicándome el mueble de donde podría tomar la ropa. Lo abrí para buscar algo que no fuera tan llamativo, cosa que me costó mucho puesto que cada prenda era única y original, al final me decidí por un conjunto de pantalón café y chaleco negro, por suerte mis zapatillas no estaban tan mojadas.
Me saque la ropa húmeda y le deje en el suelo, rápidamente me vestí y me puse a mirar por la pieza. Abrí un cajón y encontré un extraño libro de cuero rojo, lo abrí para poder leerlo mejor.
Lo que vi no lo creí de comienzo, era posible.
Vampiros: seres inmortales bebedores de sangre dotados de una gran belleza, fuerza y velocidad. Su muerte es posible mediante decapitación, desmembramiento y quemas las partes, o simplemente ser expuestos a la luz del día.
Hombres lobos: las personas mordidas por un hombre lobo se convierten en uno en cada fase de luna llena, la única forma de matar a un hombre lobo es mediante la plata….

Así seguía contando un sinfín seres sobre naturales, tales como fantasmas, wendigos, moustros que cambiaban de piel, incluso la popular historia de Bloody Mary. Motivada por mera curiosidad seguí hojeando el libro, y en un cambio de pagina, una hoja de papel viejo cayo, anexado tenía un papel de diario, el diario decía sobre una familia desaparecida hace un tiempo, y las recientes desapariciones tanto en Seattle como en Port Angeles, y la ola de muertes, que tanto tenía preocupado a mamá y a la mayoría de los ancianos de la Push. Luego leí la hoja de papel…y no lo creí ¿los vampiros existen?. Según la hoja de papel escrita a mano, si existen, y estaban en Washington, era un rastreo completo y detallado de la forma en que estaban despareciendo las personas, y la forma en la que encontraban los cuerpos luego, con cuellos rotos, costillas aplastadas, cuerpos quemados de forma que quedaran irreconocibles, etc.
Cerré el libro y hurgue más en el cajón en busca de algo, nada. Mire por debajo de la cama donde encontré unas botas negras con barro. Fui hasta el armario, nada, pero la pared de fondo del armario me parecía extraña, la toque bien y me di cuenta de que estaba sobrepuesta. La corrí suavemente y la deje de lado, un sin fin de armas y ropas de batallas estaban ahí escondidas, pistolas y balas de plata, arcos y flechas, espadas, incluso armas medievales y un látigo. Una rápida idea se me cruzo por el cabeza, pensado que esta familia estaba loca, pero lo que leí en el diario explicaba muchas cosas…así que si era posible.
Un ruido en la escalera me alerto que Nicolás estaba cerca, así que volví a dejar el armario como estaba y tome mis cosas para fingir que esto estaba tan normal como me dejo. Golpeo la puerta tres veces y fui a abrir.
- ¿Estás lista?- dijo mirando las cosas en mi mano- dejaremos eso secando mientras desayunamos-me quito las humedas ropas dejandome con las manos libres
-Está bien. Me parece perfecto- me tomo de la mano y me guió escaleras abajo- ¿puedo hacerte una pregunta?
- Sí ¿Cuál?- dijo él claramente confundido
- ¿crees en vampiros?-


bueno, espero que les gustara el capitulo, porque a mi si me gusto, sobretodo el final
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Charlotte Doyle

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 281
Fecha de inscripción : 20/04/2010
Localización : Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
0/0  (0/0)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Vie Abr 23, 2010 8:03 pm

a mi me gusto mucho y me dejaste con una pequeña gran duda que no hare porque no quiero quedar como tonta, así que me aguata hasta otro cap...reitero AMO A NICOLAS!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Bellatrix Van der Woodsen
Moderador
avatar

Femenino Capricornio Mono
Cantidad de envíos : 2898
Fecha de inscripción : 20/01/2010
Edad : 24

Puntos
Puntos obtenidos:
20/1000  (20/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Vie Abr 23, 2010 8:55 pm

ya sabes lo que opino , me a gustado y concuerdo con charlothe en eso de q Nicolas es lindo
jiji
sigue a si edmanis

_________________

With a broken heart ... but I am alive ... but I love to death.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Melody Thonson

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 930
Fecha de inscripción : 01/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Vie Abr 23, 2010 11:34 pm

^^ ta mas que lindo y tu sabes muy bien mi opinión...SIGUE ADELANTE AMIGA TIENES MI APOYO...
P.D. de los pj, a mi me gusta el caracter en si de Annie... no es como Bella de crepúsculo...ella es uhmmm como decirlo... ÚNICA...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katherine Collins
Colaborador
avatar

Cantidad de envíos : 1093
Fecha de inscripción : 07/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Mayo 02, 2010 3:38 pm

bueno, acá subo otro cap porque el tiempo se me va acabando y hay que terminar luego la historia. Ojala les guste y espero su apoyo.

CAPITULO 4: peligros

Pasaron alrededor de dos semanas desde que conocí por primera vez a Nicolás, las cosas han sido…raras, partiendo como me acerque a él, escaparse de clases no es una forma muy normal para conocer a alguien. Pero eso no era nada comparado lo que vi en la casa de Nicolás ese mismo día ¿es que en realidad las leyendas existen? Muchas veces pensé que era una locura, pero las noticias seguían apareciendo en la televisión, y me cuestionaba la verdad de eso. Ese día que le pregunte si creía en vampiros, el solo se rió, y aunque le insiste que contestara no lo hizo. Lo que me dejo con las dudas de que…si fuera algo paranormal ¿Qué sería él? Mostró cierto desagrado en la prueba de sangre, pero el libro de su hermana y las armas indicaban que podía ser perfectamente una cazador. Debía averiguar que es lo que realmente pasaba, así que pase las ultimas dos semanas investigando todo lo posible del tema, me estaba acercando demasiado a esas psicópatas de las películas, incluso había llegado a ir a la casa de Nicolás y esperar por toda una noche fuera de su casa en mi auto, ese día le dije a mamá que me quedaría en casa de Lorraine, que suerte que me creyera y no llamara a casa de ella, hubiera sido horrible que se enterara, me hubieran castigado hasta que entrara a la universidad.

Pero de toda mi investigación no había podido sacar mucho provecho, solo que eran una familia bastante extraña. Ese día que me quede en el auto vigilando la casa de Nicolás lo único que pude ver fue que salieron todos en su auto, y no volvieron hasta la mañana del día siguiente. Probablemente hubiera sido bueno que los siguiera en mi auto, pero aunque quería saber la verdad de este asunto, me aterraba enterarme.

La relación con Nicolás había mejorado mucho, quizás se debía a hecho de que pasáramos demasiado tiempo juntos, Nicolás era demasiado intrigante y agradable a la ves, lo que hacía que quisiera saber cada cosa de él, y tenía un extraño magnetismo que hacia que quisiera pasar todo el día con él. Lorraine y Sam se mostraron algo envidiosos porque pasaba todo el día con Nicolás, pero no decían nada, y cuando decía todo el día, bueno, era todo el día, almorzábamos juntos, teníamos casi todas las clases junto a excepción de dos que eran literatura y cálculo. Después de clases también la pasábamos juntos, porque el me iba a buscar y me iba a dejar al colegio, aunque le digiera que mi auto funcionaba a la perfección, él se negaba a que lo usara. Mamá encontraba extraña la situación, puede que se deba al hecho anteriormente mencionado, de que pasaba mucho tiempo con él, ella decía que ni con mis amigos pasaba tanto tiempo, y eso le causaba gracia. Un día en la mesa lo comento de una forma que hizo que me riera y escupiera lo que tenía en mi boca.
>>Flash back
- ¿y donde esta tu sancho pansa?- dijo mamá mientras servía la comida
- ¿A quien te refieres?- dije yo haciéndome la desentendida, cosa que se me daba muy bien de vez en cuando.
- Sabes perfectamente a quien me refiero- dijo ella. Se sentó en su puesto y cruzo los dedos de las manos- si pasan tanto tiempo juntos no entiendo porque no se hacen novios- en ese preciso momento escupo el bocado de comida que acababa de echarme a la boca. Itan se largo a reír de una forma tan contagiosa que hizo que yo también lo hiciera
- Quizás se deba al hecho de que ninguno siente algo relacionado al “amor” asía el otro- dije mientras me limpiaba la boca con una servilleta
- Claro ¿tu crees que yo soy quién?- dijo ella evidentemente divertida- tu le gustas y a ti te gusta él, porque no hay una razón que explique porque pasan el 90% del día juntos. Además me agrada y me parece un buen chico para ti.
- Solo somos amigos mamá- aunque valoraba el hecho de que a mi madre le gustara Nicolás, dudaba que pudiéramos ser algo más, aunque….
- A mi también me gusta Nicolás, Annie, no deberías ser tan tonta, yo quiero un cuñado como él- Itan hizo un puchero que hizo que mi corazón se apretara y sonriera. Desde que Nicolás apareció en mi vida me he llevado mucho mejor con mi odioso hermano, de hecho ya no se metía en mis cosas y se había convertido en el hermano menor perfecto.
- Créeme que yo también quisiera- dije en un tono muy poco audible, lo suficiente para que yo lo escuchara. Mamá sonrió.
- ¿dijiste algo Annie?- por supuesto, mi siempre atenta madre tenía que escuchar.
- Nada- dije con una muy amplia sonrisa en los labios.
>>fin flash back.

Me subí al auto luego de salir de la casa de Lorraine, teníamos que realizar un trabajo de literatura, teníamos que elegir cualquier autor de novelas románticas, y nosotras habíamos elegido William Shakespeare ¿es que hay novela más romántica que Romeo y Julieta? A mi parecer no, así que el era nuestro autor elegido.

Ya era de noche mientras manejaba hacia mi casa, el hogar de Lorraine quedaba a una distancia considerable, así que tenía que manejar un buen tramo hasta llegar a mi casa. Nicolás se había ofrecido a pasara a buscarme a la casa de Lorraine, pero me negué, andaba en mi auto, así que no iba a necesitar que él me fuera a buscar, me consideraba una chica bastante independiente, así que me reventaba que me llevaran en auto de un lugar a otro, una opinión que le había expresado abiertamente a Nicolás en más de una ocasión, pero él consideraba el hecho de llevarme en auto de un lado a otro, como un acto de “caballerosidad” y él era más terco que yo, así que era imposible quitarle la idea de la cabeza. Hombres.

El teléfono sonó dos veces en mi bolso, así que me demore un rato en poder contestar la llamada, cuando vi de quien era, una sonrisa apareció en mi labios, era la persona que ahora ocupada el 100% de mis pensamientos.
- Dime- dije de forma rápida, no me gustaba hablar mucho por teléfono mientras conducía, pero tampoco quería estacionarme.
- Que dura- dijo con voz de ofendido- yo esperaba algo más o menos así “Hola Nicolás, que agradable es escuchar tu voz ¿Cómo has estado?”, Tú sabes, algo más cálido- su voz tenía un toque divertido, lo que significaba que estaba feliz, igual que la mayor parte del tiempo.
- No siempre tengo que ser una dulzura Lombardi
- Pero deberías, o puedes herir mis sentimientos, y eso no te gustaría- lo podía imaginar perfectamente al otro lado del teléfono de brazos cruzados y con las cejas alzadas.
- Bueno, como sea ¿para que llamas?- pregunte de forma directa y cortante
- ¡Wow! ¿Qué te sucede Reed? ¿estas de mal humor?
- No, solo que voy manejando a casa- dije mientras paraba en un semáforo, en un paso de cebra.
- ¡Ah perfecto!, como en cuarenta y cinco minutos voy a tu casa- dijo divertido, a veces sonaba como un niño chico, eso me hacia reir de ves en cuando.
- Ok, entonces en un rato te veo
- Hasta luego Reed- colgó sin que pudiera decirle Adiós.

Reanude la marcha hasta mi casa, cuando de repente sentí un ruido extraño en mi auto, no le tome importancia, hasta que se detuvo por completo, alcance a medio estacionarlo en la orilla de la carretera. Frustrada me baje del auto y tuve que empujarlo más a la orilla. ¡Maldito cacharro! ¿Justo ahora tenía que echarse a perder?, le di una patada a la rueda del auto, cuando sentí un ruido en la parte superior de mi auto. Alce la vista, una figura femenina estaba agazapada en el techo de mi auto. Su cabello rubio le llegaba hasta los hombros, y tenia una sonrisa felina en los labios, retrocedí unos pasos, ella salto y desapareció de mi vista. Sentí que me tomaban del brazo y aprisionaban mi cuerpo contra la puerta del auto, de una forma brusca me dieron vuelta y pude ver unos grandes ojos rojos que me miraban de forma divertida. Su mano fue hasta mi cuello y acaricio mi yugular.
- Así que tu eres la niñita que se esta metiendo en lo que no debe- dijo ella en un ronroneo. Mi piel se erizo.
- No se de que me hablas- su mano apretó mi cuello y me quede sin aire por un momento.
- Claro que sabes- sonrió de una forma que hizo que se vieran cada uno de sus perfectos dientes.

Lo siguiente que supe fue que mi cabeza chocaba contra algo muy duro y mi visión se volvió completamente borrosa, mientras mi conciencia iba desapareciendo lentamente y todo mi cuerpo se iba volviendo blando hasta quedar sin saber que pasaba realmente.


ojala les haya gustado el cap chicos, espero su opinion
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Charlotte Doyle

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 281
Fecha de inscripción : 20/04/2010
Localización : Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
0/0  (0/0)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Mayo 02, 2010 5:47 pm

Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhh me encanto!!!!!! por favor no la mates!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Melody Thonson

avatar

Femenino Cantidad de envíos : 930
Fecha de inscripción : 01/12/2009
Localización : Academia Medianoche

Puntos
Puntos obtenidos:
25/1000  (25/1000)

MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   Dom Mayo 02, 2010 7:59 pm

xD
amiga.... me olvide decirte algo... el que usaras el "Flash back", me facino n///n
VAMOS PA LANTE.... YA SOLO FALTA EL FINAL!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Miedos....[mi primer fic, no ser rían]   

Volver arriba Ir abajo
 
Miedos....[mi primer fic, no ser rían]
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 3.Ir a la página : 1, 2, 3  Siguiente
 Temas similares
-
» Primer Capítulo de Otaku Sentou-ki Gakuen
» Mi primer día conviviendo.
» Mi primer (y quizá EL primer) trabajador con todo a 100
» Primer día, otro nuevo instituto (Libre)
» Mi primer Manga "La ventana al cielo" (próximamente)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Medianoche Foro Rol :: OFF ROL :: Creatividad :: Fan-Fics-
Cambiar a: